EMDR, un eficaz modelo para trabajar en psicoterapia

EMDR; un modelo terapéutico para abordar muchos aspectos vitales

EMDR

EMDR, Desensibilización y Reprocesamiento por los Movimientos Oculares, es la mejor herramienta terapéutica para abordar la situación traumática. Se trata de terapia de corta duración. EMDR es un tratamiento del trauma reconocido científicamente desde los años noventa al poder afrontar las situaciones vividas sin tener que recurrir a la medicación. Se va a los recuerdos vividos traumáticos y se realizan una serie de movimientos bilaterales que al estimular las conexiones cerebrales equilibran el sistema límbico y el centro emocional que tras la experiencia traumática podía estar demasiado activado o bloqueado.

Los movimientos bilaterales, oculares o no, a través del EMDR estimulan  las conexiones cerebrales y equilibran el sistema límbico; que puede haber estado muy activado o bloqueado por la experiencia traumática. Se abordan los detalles del recuerdo de lo que se ha vivido, centrándose en ese recuerdo. Lo que se logra es que la persona pueda distanciarse emocionalmente de esa situación y no vivirla con ese dolor o angustia del momento pasado. No se trata de borrar los recuerdos traumáticos sino de poder enfrentar las situaciones vividas sin que le generen ese malestar pasado y haciendo una reestructuración tanto cognitiva como emoional de la experiencia.

Características del EMDR

El EMDR es el tratamiento más adecuado para afrontar este tipo de situaciones traumáticas, ya que se ha mostrado muy efectivo a nivel mundial y es muy eficiente para trabajar en psicoterapia.

EMDR, Desensibilización y Reprocesamiento por los Movimientos Oculares, es un abordaje que sigue una serie de protocolos sistematizados, y que está centrado en el paciente. Se abordan los traumas y problemas emocionales que tras determinadas experiencias vitales difíciles se desencadenaron, se los desensibiliza, y se reprocesan. Se combina así la atención dual a un recuerdo traumático y a un estímulo bilateral que puede ser ocular, táctil o auditivo. De esta forma el terapeuta estimula los mecanismos de curación propios del sujeto, poniendo en marcha un sistema de procesamiento de información cerebral como el generado en la fase REM del sueño, por lo que resulta muy natural, sanador y adaptativo para la propia persona que lo experimenta.

EMDR facilita la restauración de las conexiones neurológicas, y por lo tanto la integración somatosensorial, cognitiva, de la memoria y de los dos hemisferios cerebrales. A través del EMDR en el cerebro ocurren dos procesos; por un lado la desensibilización, y por otro el reprocesamiento de la información.

El EMDR es un modelo de psicoterapeutico que se combina con otros métodos para dar respuesta a las necesidades de cada persona.

INFORMACIÓN DE EMDR DESDE LA ASOCIACIÓN DE EMDR- EUROPA

EMDR utiliza la capacidad del cuerpo de curación natural y permite que el cerebro para curar problemas psicológicos en la misma proporción que el resto del cuerpo se cura las dolencias físicas. Debido a que el método EMDR permite que la mente y el cuerpo para sanar a la misma velocidad, el tratamiento puede ser rápido. El número de sesiones necesarias para el tratamiento de EMDR, sin embargo, variará en función de la complejidad de los temas que se tratan.  

 

Contacta con nosotros, sin compromiso

651 055 848 Ir a formulario de contacto